16 semanas de permiso de paternidad cuestan 2.600 millones

La ampliación paulatina del permiso de paternidad a 16 semanas costará 2.612 millones de euros en tres años, desde 2019 a 2021. De esta cuantía, una quinta parte –498 millones– corresponderá a las empresas. Así figura en la memoria económica del Real Decreto-ley de igualdad laboral entre ambos sexos, que aprobó el Consejo de Ministros el pasado 1 de marzo, informa Efe.

La norma está pendiente de convalidación por la Diputación Permanente del Congreso de los Diputados. Por lo tanto, descontando las aportaciones de las empresas, el gasto de la Seguridad Social aumentará en 2.114 millones de euros hasta 2021.

El Real Decreto-ley amplía la prestación de paternidad de cinco a ocho semanas en 2019, con un coste estimado de 373 millones: 302 millones para la Seguridad Social y 71 millones para los empresarios, que tendrán que seguir pagando la cotización por contingencias comunes del trabajador durante su permiso. Hay que tener en cuenta que las primeras seis semanas después del nacimiento son de obligado cumplimiento para los dos padres. Para la mujer, por el necesario descanso por razones biológicas, y para el padre, porque debe ayudar a la recuperación de la madre.

No obstante, el documento señala que el coste para 2019 está referido a doce meses, con lo que la cifra será necesariamente más baja, dado que la ampliación a ocho semanas no entrará en vigor hasta el 1 de abril.

En 2020 la prestación subirá a doce semanas, con un coste de 871 millones de euros: 705 millones para la Seguridad Social y 166 millones, para los empresarios.

En 2021, la ampliación del permiso de paternidad llegará a 16 semanas, lo mismo que el actual de maternidad. Su coste será de 1.368 millones: 1.107 millones a la Seguridad Social y 261 millones a los empresarios.

La norma incluye además la ampliación a ambos progenitores del permiso para lactancia, lo que supondrá un incremento del gasto de 25,58 millones de euros: 20,68 millones a cargo de la Seguridad Social; y 4,9 millones, para las empresas.

El pago por parte del Estado de las cotizaciones de los cuidadores no profesionales de personas en situación de dependencia, también contemplado en la norma, supondrá un gasto adicional de 286,71 millones. Este es un beneficio para los familiares que se ocupan de estas personas.

Más de 563.000 madres y padres han recibido hasta la fecha la devolución del Impuesto sobre la Renta vinculada con los permisos de maternidad y paternidad, que se disfrutaron entre 2014 y 2017. La devolución media ha sido de 1.300 euros: 2.012 euros, para las mujeres, y 470 euros, para los hombres. En conjunto, el gasto total para Hacienda ha sido, hasta la fecha, de 733 millones de euros, según informó ayer el Ministerio de Hacienda .

La devolución de estas cantidades más los intereses a los beneficiarios se debe a la sentencia del Tribunal Supremo de 3 de octubre del año pasado, que declaró la exención de las prestaciones públicas por maternidad de la Seguridad Social. Hacienda ha recibido 180.000 nuevas peticiones desde febrero.